15 | 10 | 2018
Menú principal
1679208

Tu IP: 54.224.247.42
Hora del servidor: 2018-10-15 09:24:48
Artículo Nuevo
Formulario de acceso

"ELCANO" ATRACA EN MARÍN, DESDE DONDE PARTIRÁ EL DÍA 16 DE FEBRERO PARA REALIZAR UN CRUCERO-PILOTO
Lunes, 14 Enero 2013
El muelle de Torpedos de la Escuela Naval Militar de Marín (Pontevedra), por primera vez y en lugar de Cádiz, servirá de puerto de partida para... Read More...
"ELCANO" NAVEGA EN DEMANDA DE MARÍN, EN EL INICIO DEL CRUCERO-PILOTO QUE ACABARÁ EL 21 DE FEBRERO
Lunes, 17 Diciembre 2012
 El buque-escuela de la Armada Española, "Juan Sebastián de Elcano" zarpó el pasado día 9 de su base del Arsenal de La Carraca, en San Fernando... Read More...
Actividades de la Asociación. Jornadas Cívico-Militares
Martes, 10 Enero 2012
  EXPOSICIONES, REGATAS Y UN CONCIERTO BENÉFICO PRO-DAMNIFICADOS TERREMOTOS DE LORCA PROTAGONIZARÁN EL CALENDARIO DE ACTIVIDADES DURANTE EL... Read More...
IMAGE Biografía Juan Sebastián de Elcano
Sábado, 04 Diciembre 2010
Juan Sebastián de Elcano nació en Guetaria, en la actual provincia de Guipúzcoa, hacia 1476. De profesión comerciante, participó en la campaña... Read More...
IMAGE Características del Buque
Sábado, 04 Diciembre 2010
CARACTERÍSTICAS - Buque Escuela "Juan Sebastián de Elcano" Descripcion del buque. DATOS HISTÓRICOS. ASTILLEROS: ECHEVARRIETA Y LARRINAGA (CADIZ).... Read More...
VIDEO DE LA DESPEDIDA DEL "ELCANO" EN CÁDIZ EN EL AÑO 2010
Martes, 25 Enero 2011
  VIDEO DE LA DESPEDIDA DEL "ELCANO" EN CÁDIZ EN EL AÑO 2010 Read More...
"COMO HACE BUEN DÍA, NOS HAN PERMITIDO DISFRUTAR DE UN DÍA DE 'PLAYAS'. POR LA TARDE SE REALIZÓ OTRO ACTO TRADICIONAL A BORDO, 'LA CALLE DE LAS TAPAS'. LA JORNADA CONCLUYE CON EL CRUCE DEL TRÓPICO DE CÁNCER, QUE SIGNIFICA PONER RUMBO AL CARIBE
Miércoles, 29 Marzo 2017
Vida a bordo, 25 de marzo de 2017 ¡Por fin llegó el sábado! La verdad es que teníamos ganas, para que nos vamos a engañar. Es nuestro primer... Read More...
"ELCANO" CAPEA EN AGUAS DE PORTUGAL UN FUERTE TEMPORAL DENTRO DEL TRÁNSITO MARÍN-CASABLANCA
Lunes, 21 Enero 2013
El buque-escuela de la Armada Española "Juan Sebastián de Elcano" zarpó el pasado día 16 de este mes del Muelle de Torpedos de la Escuela Naval... Read More...
"Elcano". Año 1929. Horario en la mar para Guardiamarinas
Martes, 17 Octubre 2017
En el año 1929, el buque-escuela "Juan Sebastián de Elcano", comandado por el Capitán de Fragata Claudio Lago de Lanzós establecía el horario en... Read More...

CRÓNICA FINAL DE LA NAVEGACIÓN TRANSOCEÁNICA ANTES DE RECALAR EN CARTAGENA DE INDIAS Y RELATO DE ALGUNAS DE LAS EMOTIVAS VIVENCIAS Y ACTIVIDADES DESARROLLADAS DURANTE LA SEMANA DE ESTANCIA EN ESTA CIUDAD CARIBEÑA


En este 11 de abril, último viernes de cuaresma de 2014, comenzamos la vigésimo tercera singladura de la primera navegación transoceánica en este 85 Crucero de Instrucción. Comienza un nuevo día en la mar, y ya son más de veinte seguidos los días que llevamos a bordo tras dejar atrás el singular puerto de Praia, en el archipiélago de Cabo Verde. 

Sin duda, éste es uno de los grandes retos del crucero y punto fundamental en su planificación: todo Crucero de Instrucción debe contemplar, al menos, dos navegaciones de duración superior a 20 días. El objetivo está claro, los Guardiasmarinas deberán convivir en un espacio reducido durante largos períodos de tiempo, y aprender valores como la tolerancia, el esfuerzo conjunto o el ánimo frente a la adversidad. Todos sabemos la importancia que en su futuro profesional tendrán estos valores. 

Con el avistamiento de los rascacielos de Boca Grande en las primeras horas de la mañana del sábado día 12 damos por cumplido el objetivo y, casi olvidada ya la navegación transoceánica, pronto empezamos a pensar en el puerto que nos espera. Esta vez el puerto tiene un sentido especial. Cada punto de la Bahía evoca un episodio de la batalla de Cartagena de Indias, escenario en el que un marino ilustre, don Blas de Lezo, escribió una de las páginas más gloriosas de nuestra historia. El estudio de su figura en la asignatura de liderazgo, la exposición cultural y la descripción histórica llevada a cabo por nuestros compañeros, y hasta la representación de los oficiales en la Feria de las casetas nos ayudaron sin duda a comprender cómo nuestro héroe llevó a cabo su hazaña. 

En un sencillo pero emotivo acto en el que participaron también cadetes colombianos, el Embajador de España en Bogotá, el Director de la Escuela Naval de Colombia y el Comandante del buque depositaron una corona de flores en memoria del insigne marino español, en el año en que se cumplen 325 años de su nacimiento.

Muchos de nosotros quisimos  también acercarnos a visitar el imponente Castillo de San Felipe de Barajas, maravilla de ingeniería militar, donde nada quedaba al azar y donde todo tenía un sentido, desde la inclinación de sus muros hasta la posición de sus baterías, en palabras del guía que nos acompañaba. 

La proximidad con las gentes de un país tan amigo como Colombia se pudo notar nada más llegar a puerto. Numerosos familiares nos aguardaban en el muelle, pancarta de bienvenida en mano. La coincidencia del período vacacional permitió a algunos viajar incluso desde España en un emotivo reencuentro. La banda de música de la Armada colombiana tocaba ritmos caribeños y la nuestra respondía con pasodobles españoles. Así fue nuestra llegada, por fin,  a la rebautizada por algunos como “la Esperada”. 

Cartagena de Indias constituye actualmente el principal destino turístico en Colombia, y uno de los más importantes del Caribe. La ciudad amurallada, los fuertes, su centro histórico, las casas de estilo colonial, con sus floridos balcones de madera, fachadas coloridas y patios interiores de espectacular belleza son sin duda grandes atractivos, como también los son las playas de arena fina y agua cristalina en las islas próximas. De todo ello pudimos disfrutar en este puerto.  Artesanías colombianas, esmeraldas o café llenaron las mochilas de los aventureros, bajo un calor sofocante y una humedad altísima, y la gastronomía, actividades náuticas y visitas culturales ocuparon nuestro tiempo. 

Desde los pequeños taxis amarillos que circulaban por la ciudad hasta los vendedores ambulantes por la calle, las exóticas palmeras o los sombreros de paja, la simpatía de las gentes y la proximidad del idioma, todo evocaba la tradicional ciudad caribeña.  

Tuvimos también ocasión de conocer los Guardiasmarinas colombianos, con los que hicimos un intercambio de cámaras y contra los que jugamos partidos de fútbol y baloncesto. Nos acompañaron en la ofrenda a Blas de Lezo, en la visita a su Escuela Naval y en la recepción que ofreció el barco.

Tras una larga e intensa semana en puerto, el sábado 19 partimos por la tarde del muelle “Edurbe”. Al duelo por la Semana Santa se unía el del fallecimiento de uno de los mejores escritores latinoamericanos, Gabriel García Márquez, colombiano de nacimiento, muy sentido en el país. Nuestra bandera ondeaba a media asta y las bandas de música tocaban esta vez canciones de despedida. Ya no estaban los familiares que nos recibieron, pero el recuerdo imborrable de Cartagena de Indias quedará grabado en nuestro baúl de experiencias del "Juan Sebastián de Elcano". 

Navegando por la Bahía, dejando en la estela Cartagena, mirábamos por la proa a nuestro próximo destino, Santo Domingo.

EL BUQUE-ESCUELA "JUAN SEBASTIÁN DE ELCANO" RINDE HOMENAJE A BLAS DE LEZO EN SU ESCALA EN EL PUERTO COLOMBIANO DE CARTAGENA DE INDIAS

 En un sencillo pero emotivo acto en el que participaron también cadetes colombianos, el Embajador de España en Bogotá, el Director de la Escuela Naval de Colombia y el Comandante del buque depositaron una corona de flores en memoria del insigne marino español, en el año en que se cumplen 325 años de su nacimiento.

El “Juan Sebastián de Elcano” había arribado a Cartagena de Indias por vigésima vez en su vida operativa, procedente de Praia, capital de Cabo Verde, en una navegación caracterizada por la constancia de los vientos alisios y la ausencia de perturbaciones, que favorecieron la navegación a vela por el Océano Atlántico y el Mar Caribe durante 23 singladuras.

Durante la estancia en puerto, coincidente con la Semana Santa, dotación y Guardiasmarinas participaron en diversas actividades sociales, culturales y deportivas, destacando los intercambios con los alumnos de la Escuela Naval colombiana y la visita guiada al Centro de Formación de Cartagena, ubicado en el céntrico Convento de Santo Domingo.

El “Juan Sebastián de Elcano” continúa la segunda fase del LXXXV Crucero de Instrucción, navegando ahora en demanda de Santo Domingo, capital de la República Dominicana, en donde tiene previsto recalar el próximo 24 de abril.

257 PERSONAS DE 12 NACIONALIDADES DISTINTAS CONVIVEN A BORDO DEL "JUAN SEBASTIÁN DE ELCANO". LA REPRESENTACIÓN ESPAÑOLA ESTÁ CONFORMADA POR VASCOS, GALLEGOS, MANCHEGOS, CATALANES, CANARIOS, EXTREMEÑOS, MURCIANOS, CÁNTABROS, ANDALUCES Y GADITANOS

 

Parece que las numerosas guardias de prima, media y alba durante la travesía no pasan en vano, y así ésta va llegando poco a poco a su fin. Desde que salimos de Cabo Verde, ya casi tres semanas atrás, se nos han pegado como una lapa el Sol y las buenas temperaturas. Sin embargo, esta última semana se presenta larga, ya que todos tenemos la mente puesta en llegar a Cartagena de Indias, y además parece que también va a ser exigente para los Guardiasmarinas, que comienzan la fase de responsabilidad, y entre examen final de la asignatura del nuevo plan Universitario, prácticas de maniobra, y exposiciones profesionales, no van a dar abasto. Las caras de preocupación se hacen notar en la revista de policía por las mañanas, pero lo que nunca falta en estos jóvenes es una sonrisa; y es que en este buque, siempre hay alguna excusa para la alegría: tras algo más de 16 días de navegación, ¡hemos conseguido cruzar el Océano Atlántico sólo a vela!; alguno ha revisado los archivos y afirma que son la sexta promoción que lo consigue ¡un aplauso para ellos y la dotación!

Así, el comienzo de la semana fue largo y nos costó meternos en rutina de nuevo, rutina que es importante y se hace notar. Las observaciones astronómicas han mejorado francamente. Tanto, que algunos alumnos se permiten competir con el GPS y, con el debido “respeto”, acercarse a “ganarle la partida”.

Una de las actividades programadas para romper la rutina esta semana es el ciclo de cine en cubierta, proyectándose a diario una película elegida por cada una de las diferentes brigadas.  El martes es el turno de la brigada de máquinas, que elige la película “Hombres de Honor”. Pocas sensaciones pueden competir con estar en la cubierta de este emblemático barco, a una temperatura tan agradable con la suave brisa en noche cerrada; compartiendo un buen rato con los compañeros y toda la dotación, que juntos ya nos sentimos como un gran equipo, protagonistas del bello largometraje que vivimos a bordo día tras día.

Y es que la cubierta del “Elcano” cobra más vida que nunca por estas latitudes. En armonía con el resto de actividades del buque, y gracias a la moderna tecnología satélite, toda la dotación podemos de vez en cuando disfrutar de algún partido de fútbol relevante, como son sin duda unos cuartos de final de la Champions League o el trepidante “Clásico” que enfrentó a Real Madrid y FC Barcelona, con resultado que no hace falta recordar… Los destinos de radio y electrónica preparan los equipos de imagen y sonido en el alcázar, para que aquéllos libres de trabajos y guardias puedan, a miles de millas de casa, disfrutar del espectacular fútbol español.

Cada día es un sinfín de experiencias y sensaciones en esta larga navegación, y cabe destacar una tradición que después de tantos años sigue intacta. Diariamente, tenemos la suerte de disfrutar de nuestra  banda de música y escuchar música en vivo en plena cubierta. Noche sí y noche también, la campechana banda de músicos nos deleita interpretando todo tipo de obras, desde pasodobles y marchas a los temas más populares, pasando por conocidas bandas sonoras de películas de siempre.

El concierto nos ayuda a desconectar de la rutina, fomentando la cohesión y confraternización de toda la dotación. Los músicos, apoyados ocasionalmente por algún Guardiamarina con dotes para los instrumentos musicales, ensayan diariamente mañana y tarde, para ofrecernos cada día un repertorio completamente nuevo y original. Podemos destacar que a pesar de ser una banda pequeña, nos recuerda a la formación de las clásicas bandas populares, consiguiendo unos resultados de calidad musical inmejorables ¡Hasta el “Paquito el chocolatero” del “paseíllo” de los jueves suena como una obra de arte!

Que buenos recuerdos nos trae la música, sean clásicos españoles o temas característicos de culturas lejanas. Y es que a raíz de esto cabe reseñar un hecho que, aunque cotidiano, hace de este buque una familia aun más singular. Actualmente convivimos a bordo 257 personas de ¡doce nacionalidades distintas! Desde nuestro compañero el profesor de inglés procedente de la Royal Navy, pasando por argentinos, ecuatorianos, peruanos, chilenos, etc, hasta colombianos, que hacen un total de 20, el país más representado sin contar con España. Por cierto, por suerte para ellos, navegamos con destino a su país de origen, así que tendrán oportunidad no solo de ver a familia y viejos amigos, sino de ejercer también como guías y expertos en la zona para el resto.

Si bien el globo está convenientemente representado con tantas nacionalidades, también lo está España con vascos, gallegos, manchegos, catalanes, canarios, extremeños, murcianos, cántabros, andaluces, etc. repartidos por todos los destinos del buque. Aunque, como es obvio, al ser el buque natural (¡incluso Alcalde Honorario!) de San Fernando, la mayoría de paisanos a bordo son gaditanos.

Como no puede ser de otra manera, la dotación continúa haciendo trabajos en cubierta y poniendo el barco a punto para entrar en puerto. Llevan semanas de duro y buen trabajo, y si algo sorprende a los alumnos y al personal recién embarcado en este crucero, es que no pierden nunca la alegría que caracteriza el ambiente en cubierta. Todo son buenas caras, apoyo y ayuda cuando uno la necesita, y respuesta enérgica a todo lo que se les ordena, siempre de buenas maneras. Si bien los guardias marinas son la razón de ser del barco, hay que reconocer que la dotación son el verdadero motor y corazón, constituyendo todos juntos un bloque inquebrantable.

Y así, con el velacho bajo y viento en popa nos disponemos, con la ilusión renovada por las ganas de llegar a puerto y la cercanía a éste, a culminar las escasas millas de mar caribeño que nos separan del puerto de Cartagena de Indias, tan esperado en este LXXXV Crucero del Juan Sebastián de Elcano.

EL "ELCANO" ATRACA EN EL MUELLE DE MANGA, EN EL PUERTO DE CARTAGENA DE INDIAS